Blogia
EL SEIS DOBLE - DIARIO DIGITAL DE ALZIRA

EL SOLAR PARA LA NUEVA BIBLIOTECA DE ALZIRA AGUARDA SU CONSTRUCCIÓN DESDE 2003

EL SOLAR PARA LA NUEVA BIBLIOTECA DE ALZIRA AGUARDA SU CONSTRUCCIÓN DESDE 2003

La generosidad y las buenas intenciones de los políticos son una característica fundamental durante las campañas electorales. En este sentido, la construcción de la futura biblioteca de Alzira sería un magnífico ejemplo de esas promesas que tan fácilmente se anuncian en un mitin, pero que, tras el recuento de votos, se prolongan a lo largo del calendario, con la sola respuesta de "se está trabajando en ello".

Ya han pasado cinco años desde que, en 2003, el gobierno municipal de Alzira prometiese convertir en una biblioteca el antiguo cine-teatro. Sin embargo, a fecha de hoy, en el solar de la calle Hort dels Frares nada parece indicar que allí se ubicará "una biblioteca vanguardista e innovadora", como la definió la concejala de Cultura, Consuelo Berenguer, hace unos meses. Se podría decir, por tanto, que aún no ha comenzado a escribir sus primeras líneas.

De hecho, su aspecto es el reflejo más evidente de la lentitud con la que avanza el proyecto, a pesar de que, según reiteró la edil del área, "el proyecto no está ni olvidado ni aparcado". Desde que se demoliese el antiguo local del cine en 2006, la limpieza del terreno se ha producido en períodos cada vez más separados. Así, uno de los vecinos afectados, ya calificó de "vergüenza" la situación del solar, al ser preguntado por LAS PROVINCIAS.

Desde entonces, nada ha mejorado. Más que la futura ubicación de una biblioteca, parece que se trate de un vertedero o, en el mejor de los casos, de un solar abandonado, sin propietario y sin finalidad alguna. El panorama que todo curioso puede encontrarse si desea conocer donde se alzará la futura sede de la cultura de Alzira es lamentable. Los rastrojos, las hierbas y la suciedad han terminado por invadir buena parte de la superficie, a medida que ha aumentado el enfado y las quejas entre los vecinos de la zona.

"Al final, ya hemos optado por no hacer demasiado caso a los plazos que cada vez anuncia el Ayuntamiento", comenta, resignado, un joven matrimonio de Alzira, cuya vivienda está próxima al solar de Hort dels Frares.

De manera semejante opina otra señora de más edad, cuyo marido acude diariamente a la biblioteca para leer la prensa: "Después de todo, pienso que lo más importante será que Alzira tenga una biblioteca en condiciones".

Entre las razones que se esgrimen desde la concejalía de Cultura para explicar el retraso en el inicio de las obras, se encuentra la actual situación en el sector de la construcción y, por otra parte, la necesaria aprobación de la Conselleria del "texto final". Este proyecto también prevé una zona de aparcamientos, en el solar de Hort dels Frares, junto a la biblioteca.

El tamaño, la mayor necesidad

Mientras los alcireños esperan la construcción de "la biblioteca que se merecen", en palabras de Berenguer, deben conformarse con unas instalaciones que, en ningún caso, parecen pensadas para satisfacer a los más de 43.000 habitantes de la ciudad. Al menos, no a los más aficionados a la lectura.

Aunque pueda resultar casi anecdótico, resulta bastante triste que la biblioteca de Alzira, la capital de la Ribera Alta, tenga espacio a día de hoy para no más de 30 personas. Tampoco la iluminación de la sala invita a dedicar un tiempo a la lectura, antes de coger el libro en préstamo. Y, por si fuera poco, el suelo de madera puede, incluso, entorpecer a los usuarios que estén en el piso de abajo.

"Sin duda, el hecho de que sea tan pequeña no facilita mucho su uso. Entre los señores más mayores que acuden todas las mañanas a leer el periódico y los usuarios habituales, ya no queda prácticamente espacio". Esta joven de Alzira llegó a primera hora de ayer para coger un sitio, "tranquilo y sin demasiadas molestias", para preparar los exámenes de setiembre.

Este problema no existirá en la futura biblioteca. Si no hay más cambios, la nueva sede dispondrá de cuatro plantas -en un primer momento, se anunciaron cinco pisos-, entre las cuales habrá espacio para una sala de lectura, otra de internet y una específica para el estudio. Y, a primera vista, sin molestias. De ahí, por ejemplo, que el préstamo de libros se ubique en un hall en la planta baja. "Será una biblioteca diferente y moderna". Belenguer ha asegurado que estará adaptada, "al cien por cien", a las nuevas tecnologías.

Aunque, la alcaldesa, Elena Bastidas, se refirió a la biblioteca en la rueda de prensa de balance del primer año de la legislatura, como de "prioridad política", ni siquiera la propia edil supo concretar el inicio de las obras más allá de "durante esta legislatura". La historia interminable es, sin duda, el libro que mejor representa la construcción de la anhelada biblioteca de Alzira.

Paula Borja

 

Foto: los escombros se amontonan en el solar del antiguo cine, donde se ubicará la futura biblioteca de Alzira, según se puede comprobar en esta imagen tomada ayer.

 

Publicado con autorización de LAS PROVINCIAS, delegación de la Ribera.  

http://www.lasprovincias.es/valencia/prensa/ribera/ribera.html

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

1 comentario

M.F. -

Las promesas, una vez más, se las lleva el viento... Pero, un día, cuando inauguren esta biblioteca, todo será miel sobre hojuelas.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres